Notas destacadas
Notas (270 - 280)
+100%-

Un llamado a la Reflaxion

extraido de jabad magazne. Dra. Lea Kliksberg Silberstein Directora de Núcleo de Reflexión para el Adulto

Te invito a que me des la mano para que pensemos juntos: La pregunta estimuladora es ¿Qué distancia hay entre tu boca y tu oreja? O sea, entre lo que decís y lo que escuchás que decís. Respuesta posible: la distancia entre lo que digo que voy a hacer y lo que me escucho, es la palma de mi mano, o sea, la acción.

Compartamos un cuento: Tres ranitas estaban junto a la orilla de un río, una le dijo a las otras: -¡¡Tomé la decisión, me tiro al río!! ¿Cuántas ranitas quedaron?….¿dos?… Te equivocaste. Respuesta: quedan las mismas tres. Porque no es lo mismo decidir algo, que hacerlo. ¿Por qué, entonces, la palma de tu mano es la distancia entre tu oreja y tu boca? Simplemente, porque la mano simboliza la acción. -No es lo mismo tomar la decisión que comprometerse en la acción.

Muchas veces nos quedamos rumiando alrededor de una idea. Planificamos cómo llevarla a cabo, pero no la llevamos a la acción. Y entonces nos preguntamos: ¿Qué pasa que no se cumple lo que deseo? Y nos instalamos en víctimas. En la rueda de la calesita de la vida, hay vueltas en las que nos toca la sortija y nos beneficiamos. Y hay otras en las que no nos va tan bien y el precio que tenemos que pagar para seguir dando vueltas es muy costoso. Porque todo tiene un precio en la vida.

A veces la vida nos pone frente a circunstancias adversas y nos preguntamos ¿por qué a mí? ¿Por qué esto? El apego a estas preguntas son invitaciones para instalarnos como víctimas. A veces, avanzamos en el planteo y nos preguntamos ¿Por qué no a mí? Debemos aprender a preguntarnos ¿para qué me sirve esto? Y ¿Qué hago yo ahora? Porque no siempre elegimos lo que nos pasa, pero sí elegimos cómo actuar con lo que nos pasa. La pregunta terapéutica transformadora sería: ¿Qué me pasa con lo que me pasa?

PREGUNTAS RESPUESTAS QUE CIERRAN
PREGUNTAS NO HAY RESPUESTAS QUE CIERRAN
PREGUNTAS BUSCAMOS EXPLICACIONES

Las explicaciones son intentos de respuestas sobre los misterios de la vida- por eso no cierran. Corresponden a la zona del misterio Las respuestas posibles, no siempre son las deseables, pero sí son posibles. Esta búsqueda, nos saca de nuestra posición de víctimas y nos invita a ser protagonistas. Jean Paul Sartre, decía: “lo importante no es lo que la historia hace con los pueblos, sino lo que los pueblos son capaces de hacer con lo que la historia hace con ellos” Aprendizaje de este pensamiento: la historia no condena ni determina, la historia condiciona.

La historia del pueblo judío refleja idas y vueltas en “la calesita de la vida colectiva”, en su transitar por la alegría y la tristeza. El pueblo judío no se instaló como víctima, sí como protagonista de su propia historia, muchas veces trágica. Es un modelo práctico del concepto que llamo: REFLAXIÓN “¡La reflexión al servicio de la acción!”.

En estos días estamos celebrando la alegría de la Entrega de la Torá. Es mi deseo que la Torá que fue entregada allá y entonces, cada uno de nosotros la reciba aquí y ahora para poner toda su Sabiduría al servicio de la acción! ¡¡Firme y adelante con nuestras decisiones y acciones!!

Dra. Lea Kliksberg Silberstein

Deje su comentario

Su email no se publica. Campos requeridos *

Top