Festejando
El mes previo a Rosh Hashaná: Elul
Rosh Hashana
+100%-

Depende de vos y de mí

por Laura amar

Otro año se aproxima. Otro mes de Elul nos hace replantearnos nuestro ser en el mundo. Necesitamos brojes (berajot) especiales del shamaim, para atraer la pura expresión del Creador en este mundo. Necesitamos brojes especiales para nuestros hermanos en Israel. Necesitamos brojes especiales para toda nuestra querida kehilá que se nutre material y espiritualmente de todos nosotros. Necesitamos que el ahavat Israel nos ilumine a todos en la práctica de la acción concreta y nos despierte en un ir y venir de neshamot que expresen la unión que Hashem desea.

¿Nos preguntamos qué se necesita de nosotros? ¿Qué se necesita de mí o de vos? Que cada día nos acerquemos más a Hashem. Que sintamos la conexión infinita a través de la tefilá, que ese calor del corazón que se llena en la tefilá se encauce y nos impulse a cumplir las mitzvot con mayor entusiasmo, y así encender la llama poderosa de nuestra neshamá, que como dice el Tania, es una parte de Hashem tal cual. Que actuemos con la mano extendida y el corazón abierto hacia nuestro prójimo. Esto es hoy y ahora. Cada día, sin saltear ninguno.

Hay que abrir los ojos y vernos a nosotros mismos. ¿A dónde vamos? ¿A dónde nos dirigimos con nuestras ocupaciones diarias y preocupaciones? ¿Tenemos como base estos conceptos para llevarlos a la práctica y que nuestra intención esté dirigida hacia allí? Debemos formularnos estas preguntas y evaluar nuestro servicio espiritual. Más allá de nuestra situación particular en lo material, de los logros o los fracasos, tenemos el deber de examinarnos, sondear en lo más profundo.

Examináte, relajáte en una profunda meditación en cualquier momento del día en que te hagas unos minutos para esta tarea, preferentemente a la noche antes del Shemá Israel. Miráte en el espejo de tu neshamá. Investigá. Llorá si es necesario. Quebráte y pedíle a Hashem que te ayude, como le pedías ayuda a tu mamá o a tu papá cuando no sabías cómo resolver algo. Quebráte y llorá en el vacío de tu alma. Vaciáte en Hashem. Volcá todas tus preocupaciones, para después cargar tu fuente interna con fuerza renovada, la fuerza de la teshuvá.

Hacé una lista de tareas para hacer, tareas para mejorar tu servicio. Sentite libre para realizarlas. No te dejes esclavizar por excusas externas. Hacélo con alegría. Tené la fuerza de tu nuevo nacimiento a flor de piel. Encendé la luz de Elul desde tu fuente interna. Ilumináte e iluminanos a todos. Para que Hashem esté más revelado en este mundo. Llenáte de energía en este mes de Elul, para gozar a pleno Tishrei. Hoy más que ayer. Mañana más que hoy. Depende de vos. Depende de mí. Depende de todos nosotros.

¡Ketiva vejatima tova y shana tova umetuka!

Laura Amar

Laura Amar

Deje su comentario

Su email no se publica. Campos requeridos *

Top