Estudiando
3.Bo
El Libro de Shemot (Exodo)
+100%-

Brainstorming (ideas sobre la parashá)

 

Éxodo 10:1 – 13:16

«Nosotros Somos Lo Que Hacemos»

La sociología proclama que el hombre es un producto de su medio ambiente. El judaísmo dice que el hombre es un producto de sus acciones.

En la parashá de esta semana, hay 16 mitzvot concernientes a la fiesta de Pésaj. Todas parecen tener un mismo propósito – conmemorar el éxodo de Egipto. Pero el «Sefer Hajinuj» (siglo XIV), habla sobre la aparente redundancia de la Torá al clarificar un principio fundamental del judaísmo… y verdaderamente de la vida misma.

«Tú debes saber que la persona está influenciada por sus acciones. Su corazón y todos sus pensamientos siempre siguen a los actos en los cuales ella está ocupada, ya sean malos o buenos. Entonces, incluso la persona que es generalmente malvada en su corazón, y todos los pensamientos de su corazón son sólo maldad todo el día – si él elevará su espíritu y su búsqueda y su ocupación con constancia en el camino de la Torá y las mitzvot, incluso si no es por la razón correcta, él se encaminará enseguida hacia el bien… Pues el corazón de uno sigue a sus acciones.

Y si la persona es totalmente recta, su corazón honesto y justo, deseando siempre la Torá y las mitzvot, pero él se inmiscuiría constantemente en temas depravados (por ejemplo: si el gobierno lo nombra forzosamente para una función deshonesta), entonces, en verdad, si se ocupará constantemente en eso, en algún momento su corazón pasará de la rectitud a ser completamente malvado. Puesto que es sabido que la persona está influenciada por sus acciones.

Por esta razón, los Sabios dijeron: «El D-os Omnipotente deseó que el pueblo judío sea meritorio; es por eso que él les dio una multitud de mitzvot…».

Es por eso que debes mirar cuidadosamente tu trabajo y ocupación, pues detrás de ellos irás (mas ellos no irán detrás de ti…)».

El Proceso de Formación

Nuestra naturaleza, carácter, ánimo, disposición, temperamento, actitud y sensibilidades son formados por nuestras actividades diarias.

Por supuesto, esta «formación» de nuestra naturaleza no está afectada sólo por las acciones mismas de nuestro trabajo. Está afectada también por lo que hacemos el resto del día! Los libros que leemos, si hacemos ejercicio, cómo conducimos, cómo hablamos, comemos… Cada acción, de alguna manera, tiene un efecto sobre la clase de persona que somos… así como el acto de robar es lo que hace al criminal.

Ninguna acción es irrelevante. Todas ellas cambian nuestra personalidad, moviendo los hilos de nuestras emociones y pensamientos. En un nivel imperceptible, toda acción minúscula afecta diferentes aspectos de nuestra naturaleza – desde nuestra autoestima hasta nuestra tranquilidad.

La influencia de la mayoría de las acciones son difíciles (sino imposibles) de detectar. Pero cualquiera que se interese por su carácter investigará cuidadosamente los distintos valores e influencias de sus acciones.

No pases esta vida sin tener conciencia de tus cambios. Comienza ahora a tomar conciencia. Antes de hacer cualquier acción, pregunta: «¿cómo esto me afectará?». Y después de la acción, pregunta otra vez: «¿cómo esto me ha afectado?».

Estas preguntas pueden ser difíciles, pero realmente son valiosas, pues el que las practica constantemente será, sin lugar a dudas, un ser humano más pensante y consciente.

En la Práctica

Este concepto tiene una aplicación inmediata. La regla es que robar hace de la persona un ladrón, mentir la hace mentirosa, vagar la hace vaga y actuar melancólicamente deprime a la persona.

Es por eso, que un camino fácil hacia la felicidad es actuar el papel de una persona feliz. Es una simple ecuación de causa y efecto. Al recibir el día con entusiasmo y hacer tus actividades con alegría, tus acciones influenciarán tu interior y eventualmente llegarás a un verdadero estado de felicidad.

Preguntas para Reflexionar

#1: ¿Has encontrado alguna vez una persona verdaderamente feliz?

#2: ¿Qué acciones son típicas de una persona realmente feliz? ¿Por qué no has incorporado más de esas acciones a tu vida?

#3: ¿Qué aspectos de tu rutina diaria te causan depresión? ¿Cómo puedes cambiar tu rutina?

#4: ¿Qué aspectos de tu rutina diaria te causan vagancia? ¿Cómo puedes cambiar tu rutina?

 

Copyright © 1995 – 2001 Esh HaTora, P.O. BOX 14149 Jerusalem, Israel www.judaismohoy.com
Esta prohibida la reproduccion parcial o total de esta pagina con fines de lucro o comerciales.

Rabino Stephen Baars

Deje su comentario

Su email no se publica. Campos requeridos *

Top